Este sábado 21 de septiembre se conmemora el Día Internacional de la Paz y el turismo es un segmento cuyo desarrollo, sin importar el tamaño del destino, está ligado al ambiente que ofrece a los paseantes

El turismo es un sector que crece en la medida en que los destinos resultan atractivos para los paseantes de cualquier tipo, pero no solo por cuestiones económicas, sino también sociales.

En plena conmemoración del Día Internacional de la Paz debemos reconocer como integrantes de la industria turística que la seguridad en cualquier lugar -en México y el mundo- incide en los niveles de desarrollo y justo una de las bondades del turismo deportivo es su capacidad de generar no solo derrama económica, sino también movilidad social a través de actividades que benefician el cuidado de la salud, promueven la cultura e historia y, por lo tanto, proyectan a nuestro país.

"En este Día Internacional de la Paz debemos presumir el papel del deporte como bandera de México, el turismo en sí mismo es un motor de cualquier economía, hay comunidades en nuestro país que prácticamente dependen de la llegada de cientos y miles de turistas y cuando se suma al deporte su impacto económico tiende a crecer.

"No solo hablamos de los destinos de playa, también de espacios como un estadio de futbol. un autódromo, un lienzo charro, una arena, una zona arqueológica, entre muchos otros sitios que de manera permanente atraen a los visitantes como San Miguel de Allende, Bacalar, Tepoztlán, Cuetzalan, Huamantla, Palenque, Tequila, Manzanillo y obviamente entre mejor se encuentre el ambiente social, mayor beneficio puede presentarse para el sector", comentó José Luis Sosa Limón, presidente del Consejo Mexicano de Turismo Deportivo (COMETUD).

Ante esta oportunidad, el COMETUD, en conjunto con sus 18 delegados estatales en la actualidad, plantea entre sus objetivos en el mediano y largo plazo promover la paz a través del deporte con actividades que procuren la unión y desarrollo mediante el trabajo coordinado, una fórmula que se aplica con éxito en países como España, donde el turismo deportivo como segmento es de los más estudiados en el mundo hispano.

"No hay duda de que entre mejores condiciones de seguridad existan en todos los sentidos, mayor es el beneficio para todos; turistas comunidades, iniciativa privada, autoridades, desde quien nos recibe en un aeropuerto, hasta quien nos prepara lo platillos, todos buscamos compartir y disfrutar un ambiente cordial, competitivo y próspero, eso de alguna forma nos garantiza el éxito", finalizó Sosa Limón.